Una ficción científica

Desde Latinoamérica

Microvisión novelística de una realidad posible

por Edgardo Ronald Minniti Morgan

“Matriz inteligente” – Óleo de Nydia Del Barco

Nos hemos ocupado en varias oportunidades de la relación de la ciencia con las expresiones artísticas, sin efectuar un análisis de su contenido conceptual, por escapar el mismo a los objetivos historicistas de nuestros trabajos. Tales, Astronomía y Arte y Astronomía y Ficción Astronómica en la Historia Reciente, brindados en este sitio. Es todo un tema digno de atención y de estudios más profundos.  En ellos campea el pasado, objetivo aparente de nuestro accionar, pese a que no nos cansaremos de repetir que los afanes nuestros y particular esfuerzo son el futuro, que puede apoyarse en los hechos anteriores; tienen por objetivo abrir conciencias con proyección de progreso y trascendencia hacia adelante.

Repudiamos “in limine” toda visión parcializada que pretenda hacernos retornar a ese pasado que por glorioso que fuere, se convierte en una zancadilla cuando trata de superar el marco propio meramente referencial. Lo hemos dicho y lo repetiremos hasta el cansancio: “Pobres de los pueblos que tienen el pasado como destino”.

Muchos intelectuales no temen falsear los acontecimientos bajo examen, para proyectar visiones fundamentalistas supuestamente reivindicadoras, de ese pasado superado por el accionar de una humanidad plena que marcha hacia las estrellas.

Lo bueno y lo malo es un juicio de valor sujeto a convenciones arbitrarias; lo ocurrido fue y constituye solo un marco referencial para no perder el rumbo en lo que está acaeciendo, que sí nos compromete y demanda nuestra atención plena y esfuerzo continuo.

Las actitudes son diversas, en particular en la Latinoamérica nuestra que por formación, tendemos a confundir la realidad con el discurso, como si con la palabra o el arte, pudiéramos sojuzgar la misma en beneficio propio o ajeno, conforme nuestras “servidumbres de paso” intelectuales instaladas en la conciencia colectiva por intereses ajenos.

“Los últimos veleros” – Óleo de Nydia Del Barco

Los calificativos se disputan un escenario científicamente dinámico y prometedor. Todo lo que rodea ese acontecer que es real, positivo y concreto, se halla rodeado de palabras que pretenden explicar, divulgar o imponer con los más diversos objetivos, su dinámico acontecer. Nosotros lo hacemos también.

El propio “epicentro” no está exento de prejuicios y en su accionar utiliza preconceptos humanos que vienen desde los tiempos pretéritos. Nadie desconoce que se ha edificado un poderoso aparato intelectual potente, como la Física, elaborada en base a un parámetro – el tiempo – cuyas propiedades de continuidad y constancia fueron asignadas arbitrariamente ya por los asirios y caldeos, sin ser posteriormente sometido a un análisis exhaustivo como lo fue su par el espacio.  Ese t es un escalar en todo el aparato analítico y así se considera en las transformadas de Lorentz; nadie se ha tomado el trabajo de efectuar un análisis utilizando un desarrollo sistemático instrumental en función del espacio – e – por ejemplo; para ver el comportamiento de esas estructuras temporales básicas de nuestro conocimiento, bajo la perspectiva de otros parámetros posibles.

El autor, desde su marcada posición impúdica e ignorante, se ha permitido jugar con esas realidades diversas histórico-factuales, desarrollando una construcción ficcional cuyo objetivo es el mero “divertimento” de un lector inquieto, como el que nos visita regularmente, en el que busca despertar curiosidad y dudas positivas. Al menos para abandonar esa tediosa rutina intelectual de las construcciones literarias comunes en las que se refugian habitualmente las personas por comodidad.

Caprichosamente se ha jugado con todo eso, tratando de lograr tal objetivo.

Formulamos votos por que así se comprenda y se acepte el esfuerzo que lleva como título “Los Solitarios”, que siempre fueron factor determinante de toda la historia. A ellos tenemos que apoyar y de ellos tenemos que cuidarnos. Por supuesto, todo contacto con la realidad “es mera casualidad”.

Ver novela

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: